5 problemas a la hora de fotografiar los baños en los hoteles

Baño Hotel Andorra Park

En esta entrada vamos a hablar de los cinco problemas a la hora de fotografiar los baños en los hoteles. Una de las zonas más difíciles de fotografiar en un hotel suelen ser los baños.
Hay otras áreas del hotel que son muy agradecidas como las piscinas en Canarias o el Mediterráneo, con buena luz, son maravillosas para fotografiar. Los lobbies y la recepción deberían ser espaciosos, aunque cada hotel tiene su cosa y el tamaño del hotel hace mucho.
Volvamos a nuestros baños, los de nuestros hoteles. En principio cualquier arquitecto o decorador tiende a dejar la zona de baños en el interior de la habitación.

Problema nº 1 – Luz

Los baños interiores suelen tener poca luz, lo normal es que los hoteles intenten ahorrar en electricidad y por ello las luces que nos encontramos en los baños no suelen ser muy potentes ni idóneas para fotografías.

Problema nº 2 – Tamaño reducido

Este es uno de los grandes inconvenientes a la hora de hacer fotos ya que no suele haber mucho espacio y tiene difícil solución.
Los grandes angulares de 10mm o, sobre todo, los ojos de pez de 8mm pueden distorsionar la realidad y generar al ojo humano distancias que no se corresponden.  Tenemos que tener en cuenta que el trípode con el que trabajamos nos quita mucho espacio a la hora de fotografiar y por ello tenemos que buscar diferentes ángulos de perspectiva para conseguir la mejor foto.

Problema nº 3 – Las puertas

Los arquitectos y decoradores tienen la costumbre de poner puertas en los baños de las habitaciones y además, ¡se abren hacia dentro!. Desde luego podemos intuir que no piensan en los fotógrafos que vienen después. A veces tenemos que encerrarnos dentro de los baños para poder hacer la mejor toma, pero como hemos comentado en el punto número dos, el trípode nos come terreno. Una de las soluciones que pasan por nuestra cabeza suele ser desmontar la puerta, pero a veces no es tan fácil.

Problema nº 4 – Los espejos y mamparas

En la fotografía artística los espejos suelen dar mucho juego pero en espacios limitados, estrechos el fotógrafo tiene que evitar aparecer reflejado en los espejos, en las mamparas y en las baldosas. No sólo el fotógrafo, el flash también. Recordemos que el problema nº 1 era la poca luz.

Problema nº 5 – La altura del objetivo.

¿Cual es la mejor altura para poner la cámara? ¿Metro y medio? ¿a la altura de los ojos? o, ¿es mejor a un metro de altura? Lo que yo recomiendo es, jugar con las perspectivas que nos da cada baño, no hay un manual específico para trabajar  en baños de hoteles.

Baño Hotel Iturregi

 

En cualquier caso lo que tenemos que conseguir con la fotografía de hotel, es que sea atractiva pero realista, ya que es peor que las expectativas no correspondan con la realidad. En las fotos que acompañan esta entrada podéis ver los baños del Sercotel Andorra Park, espectacular, y el baño del Hotel Iturregi, en Getaria, espacioso y con una decoración muy cuidada. En la pensión Kursaal de San Sebastián, a pesar del espacio, el resultado no está nada mal.


Baño Pension Kursaal

Un último punto, si el baño en las fotos aparece viejo o sucio puede ser que necesite una reforma.
En el siguiente enlace puedes ver algunos de mis trabajos en Hoteles.

Eduardo Zulaica Campoy, fotógrafo de hoteles, destinos y eventos.

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *